Paseo aperitivo

2 Abr

No siempre hacen falta grandes caminatas para llenar los pulmones de aire fresco y preparar el estómago para una buena comida o un picnic primaveral.
Os proponemos el “paseo aperitivo” que el otro día nos llevó desde Sharíqua a la Fuente del Clero en Novaliches, pasando por esta pedanía “unicallejón” de Jérica,  disfrutando de campos y prados bajo un cielo profundamente azul.

Cuando llegamos a Novaliches sus apenas 100 habitantes ya parecen estar preparando la comida dominical. En la única calle de la pedanía no hay ni un alma, eso sí, unos olores irresistibles a olla, paella, carne a la brasa… Como nos indica el reloj de sol en la pequeña iglesia de San Miguel no hemos tardado ni 20 minutos en llegar hasta aquí y gracias al recién recuperado camino-sendero nos quedan tan sólo unos diez minutos más para llegar a la Fuente del Clero. Diez minutos que nos hacen descubrir campos perfectamente cuidados y labrados, campos desgraciadamente abandonados, cerezos en flor, olivos centenarios, lirios azules silvestres…

La Fuente del Clero con su agua tan apreciada por los jericanos ya hace imaginar qué lugar estupendo se encuentra aquí en verano. Los árboles están a punto de brotar, el río promete sonidos relajantes y momentos refrescantes, los banquitos un alto en el camino bien cómodo. Después de una pequeña pausa, regresamos y comprobamos con cierto estupor que al único bar-restaurante de Novaliches se llega como sea – hasta en carruaje.

A %d blogueros les gusta esto: